Solicitar la tarjeta Mercadona

La tarjeta Mercadona ya no está operativa desde 2019. La empresa de supermercados decidió descontinuarla después de finalizar el contrato con el BBVA que era el banco emisor de esta tarjeta.

Todos conocemos los supermercados Mercadona, con establecimientos repartidos por toda España y con una amplia gama de productos de alimentación y otras secciones a nuestro alcance.

¿Pero sabías por que ya no está a tu disposición la tarjeta Mercadona? Si, el tema de la tarjeta de pagos no funcionó como se esperaba. Dicho por Mercadona en Twitter:

“Mercadona considera que existen otros medios de pago con prestaciones superiores a su actual Tarjeta Mercadona, que no da puntos ni descuentos ni tiene chip o contact-less para pagar de forma más ágil y segura.”

Anteriormente para obtener la tarjeta Mercadona, debías dirigirte a uno de sus supermercados para solicitarla. Era todo lo que necesitabas para solicitar la tarjeta Mercadona, desde 2020, la tarjeta ya no está en funcionamiento, en consecuencia de esto, el BBVA ofrece una tarjeta BBVA a los usuarios de Mercadona, te contamos sus ventajas y desventajas.

Ventajas:

  • Es gratuita. Solo necesitamos ser mayores de edad, tener una cuenta bancaria, un email y el DNI en vigor.
  • Se solicita en cualquier sucursal de BBVA, por lo que podrás adquirirla realmente en cualquier parte de España.
  • Sirve para organizar los gastos.
  • Contabilizas las compras desde casa y te asegura de gastar lo justo y necesario.
  • Puedes hacer consultas y facturas online.

Desventajas:

  • No ofrece descuentos, bonos ni promociones. (Tampoco la anterior tarjeta Mercadona)
  • Solo funciona como una herramienta sin comisiones, alternativa al dinero en efectivo. 
  • Su APP solo funciona en Valencia.

Debido a la poca funcionalidad operativa de la que dispone, esta tarjeta se encuentra actualmente en declive. Incluso sus mismos empleados han llegado a decir que no es una solución y no aporta valor.

En conclusión, una tarjeta con la que no hará falta que lleves dinero encima, de manejo fácil y rápido y que agiliza nuestras compras diarias y mensuales… con la desventaja de que no nos ofrecen ningún tipo de bonos ni descuentos. Una tarjeta para meter dinero y usarlo, simplemente.